01 340 4868
admin@cryo-cell.com.pe

Noticias Cryo-Cell

Terapia de educación de células madre para el tratamiento de la Diabetes

Un grupo de investigadores del Centro Médico de la Universidad de Hackensack, en Nueva Jersey, liderizado por el Dr. Yong Zhao, ha desarrollado un tratamiento que se dirige a las células inmunitarias rebeldes en las personas con diabetes tipo 1 o tipo 2.

Para el tratamiento, los investigadores toman sangre de una persona con diabetes y separan las células del sistema inmunitario (los linfocitos). Exponen brevemente esas células a células madre del cordón umbilical de un bebé que está o no emparentado. Entonces devuelven los linfocitos al cuerpo del paciente.

Los investigadores han denominado a este tratamiento “terapia de educación de células madre”, porque al exponerse a estas, los linfocitos errantes parecen aprender de nuevo la forma en que deben comportarse. “La terapia de educación de células madre es un método seguro” con una efectividad a largo plazo, dijo el Dr. Yong Zhao.

La diabetes tipo 1 es una enfermedad autoinmune que ocurre cuando el sistema inmunitario del organismo ataca a las células beta del páncreas, que producen insulina. Esto deja a las personas con diabetes tipo 1 con poca o nada de insulina. Necesitan inyecciones de insulina para sobrevivir. El tratamiento busca educar a las células inmunitarias que han estado destruyendo a las células beta de forma que dejen de atacar.

En la diabetes tipo 2, Zhao dijo que la disfunción de las células inmunitarias es responsable de la inflamación crónica que provoca la resistencia a la insulina. Cuando alguien es resistente a la insulina, las células de su cuerpo no pueden usar la insulina de forma adecuada para llevar el azúcar de los alimentos a las células con el fin de que la utilicen como energía. En lugar de ello, el azúcar se acumula en la sangre. La educación de las células madre ayuda a reducir la resistencia a la insulina en las personas con diabetes tipo 2.

Además de ayudar a las personas con diabetes, Zhao dijo que el tratamiento también podría ayudar en otras enfermedades autoinmunes. Estas podrían incluir la alopecia areata (que provoca una pérdida significativa y repentina del cabello), el lupus, la tiroiditis de Hashimoto, y el síndrome de Sjogren.

Fuente: Revista Stem Cells Translational Medicine.