01 340 4868
admin@cryo-cell.com.pe

Noticias Cryo-Cell

Células Madre: Israel a la vanguardia en la investigación y aplicación

Gracias a investigaciones que se desarrollan en el Hospital Hadassah de Jerusalem, Israel, el uso de células madre ha ayudado a que personas condenadas a estar ciegas por degeneración macular vuelvan a ver, así como a evitar fallecimientos de pacientes que esperaban un trasplante de corazón al regenerar ese órgano.

El presidente de ese hospital, Eitan Kerem, , explicó que cuentan con cinco escuelas de medicina donde realizan estudios cuyos resultados revolucionarán el mundo de la medicina.

Kerem indicó que en cardiología las células madre tienen la capacidad de regenerar corazones que ya no funcionan. “Nosotros inyectamos células para lograr que esas venas cerradas tengan la posibilidad de volver a bombear sangre y cuando esas venas ya están muy deterioradas se construyan nuevas células a partir de las madre, recuperando el ritmo cardiaco normal, adecuado, del corazón”.

“Hemos registrado a personas que ya no necesitan un trasplante de corazón, pero quiero aclarar que, como todo método científico, requiere mayor investigación; todos nuestros estudios al respecto están muy avanzados con humanos y esperamos que el beneficio para las personas se observe a partir de los siguientes 10 o 15 años”, acotó el especialista.

En el área en que se encuentran muy avanzados es en revertir la degeneración macular, una de las enfermedades comunes a partir de los 55 años, caracterizada por el daño en los vasos sanguíneos oculares. “A través de inyecciones directamente en el ojo hemos desarrollado una tecnología que permite a las personas recuperar la vista. Es gente que estaba ciega y cuyo proceso parecía irreversible”, narró.

En el Hadassah también investigan las posibilidades curativas de enfermedades vinculadas con deterioros neurológicos; por ejemplo, un estudio reveló que las células madre también pueden ayudar a recuperar la movilidad a gente que padece esclerosis múltiple (EM) o esclerosis lateral amiotrófica (ELA).

Fuente: Milenio.com

Leave a Reply